- Advertisement -spot_img
InicioSin categoríaEl llamado es a trabajar y no a repartir lo que no...

El llamado es a trabajar y no a repartir lo que no tenemos.

“La unidad de Acción Nacional requiere, pues, de un renovado compromiso de todos sus miembros; la unidad no se construye mediante artificios políticos ni mediante estériles discusiones mediáticas, sino con la fuerza de nuestra congruencia con la doctrina, los principios y la ética, con la vigencia de nuestras leyes e instituciones y con el ejercicio de la libertad responsable y, desde luego, con acciones concretas.”
Carlos María Abascal Carranza

Iniciado el proceso de consulta a la ciudadanía sobre los perfiles del Frente Amplio por México, debemos estar claros en la relevancia que tiene este para el futuro político del país, pues sin duda la permanencia del régimen autoritario y déspota que actualmente se nos impone desde Palacio Nacional sería catastrófico.
Acción Nacional parte desde la honestidad de conocer y reconocer aciertos y yerros de cuando fuimos oposición y gobierno, pero tener muy en cuenta que eso es parte de un pasado que estamos obligados a corregir y mejorar en el presente. También es momento de mostrar la humildad que refleje nuestra convicción de que el poder es para servir y no para servirse. Y con gran generosidad de conocer el momento político que vivimos como punto de quiebre entre el país que deseamos y la condena a un futuro incierto.

Será un proceso que hacia dentro del PAN de reconocimiento de los valores democráticos que nos unen y nos forjan como demócratas y humanistas, de sumar talento de las y los mejores perfiles con los cuales nos presentaremos a una mesa con otras fuerzas políticas de oposición para la confirmación de una coalición electoral, la cual tendrá como fin buscar lo mejor para México, presentar para la elección a las y los mejores perfiles y detener el oficialismo antidemocrático, destructor y perverso que hoy mal gobierna al país.
Pero es medular entender que la óptica democrática nos exige – no entender este proceso como repartición del poder, no como asignación de cuotas político-electorales, ni como el equilibrio de subsistencia partidista- sino por el contrario, apreciar este como la división de trabajo de convencimiento a la ciudadanía, la vertebración del trabajo político y proselitista, el campo de cultivo en el que deberemos cosechar la confianza de las y los ciudadanos libres, plazas y localidades donde nos enfocaremos a motivar a quienes han perdido la confianza y esperanza en la participación política.
Aquilatar esta batalla electoral como una cruzada por el despertar de las y los mexicanos para volver a creer en la política que resuelve problemas de fondo, que genera justicia y protege a las familias de la inseguridad. Es, en suma, el llamado es a trabajar y no a repartir lo que no tenemos aún, a dividirnos el trabajo, el esfuerzo y la lucha, más no el poder que aún no tenemos.

Deseo que todas y todos los panistas observemos y participemos de este proceso con honestidad, humildad y generosidad porque lo que está en juego, por mucho es la libertad de la vida democrática de México.
Facebook: Rafael Micalco MéndezTwitter: @rafamicalcoInstagram: Rafael.micalco

- Advertisement -
Conectémonos
142FansMe gusta
0SeguidoresSeguir
61,453SuscriptoresSuscribirte
Más Leidos
- Advertisement -spot_img
Notas relacionaas
- Advertisement -spot_img