Columna

Política de lavadero

Por: Nacho Sarmiento

Desde hace un par de semanas, se viene gestando una serie de manifestaciones políticas en nuestra Entidad Federativa, Distrito y Municipio, con una serie de declaraciones, notas periodísticas y un sin fin de descalificaciones en redes sociales  que es el pan nuestro de cada día en la política Estatal y Regional.

Hoy las grandes estrategias para posicionar a los aspirantes políticos en todo el Estado, ya no son a través de trabajo o de arraigo con la gente y tampoco estoy diciendo que en el pasado  lo había del todo, pero estas últimas semanas hemos visto que los puntos medulares para poder quitar o colocar a alguien en el camino político es desde encarcelamientos, denuncias o  descalificaciones; algo así como lo hacían en  tiempos memorables cuando estaban en  la escuela y como niños berrinchudos iban hacia la maestra y con el coraje atravesado acusaban: “Maestra, mi compañerito me tiro mi torta en el recreo” o “Maestra, mi compañerita me enseñó la lengua” con la finalidad de ser el consentido.

Tenemos políticos de cristal que mencionan abusos, acorralamiento, acoso, etc. Y yo les pregunto ¿si ustedes, llámense el servidor que gusten, se quejan de eso? ¡imagínense a los abuelitos, los niños y principalmente las mujeres que diariamente reciben abusos, hostigamiento y que por no tener reflectores pasan desapercibidas todas estas injusticias! Sin enfatizar que la mayoría de las veces reciben estos sin sabores  de la misma autoridad, ¡basta caminar desde las calles y recoger toda información de viva voz! no traten de tener el panorama  desde la comodidad de su escritorio viendo las cosas desde un celular.

No vemos políticos o Servidores Públicos que hablen de construir, de reforzar, de promover; vemos grupos sociales que se están conformando para desacreditar al gobierno, pero ¿qué van a sumar?, vemos aspirantes que sienten ser  la reencarnación de la Madre Teresa de Calcuta, haciendo eventos por todos lados para darse a conocer, pero, ¿realmente  están preparados?, ¿se están preparando para ser dignos candidatos a un puesto de elección popular? ¿O será como algunos que en estos momentos se encuentran en funciones, que hacen política a través del circo y la difamación?, y que quede claro, a nadie estamos defendiendo, sino todo lo contrario, nuestra región merece otro contenido en los medios de comunicación y redes sociales.

No vemos políticos y servidores que hablen de políticas públicas, y son de suma importancia ya que son acciones de gobierno con objetivos de interés público que surgen de decisiones sustentadas en un proceso de diagnóstico y análisis de factibilidad, para la atención efectiva de problemas públicos específicos, en donde participa la ciudadanía en la definición de problemas y soluciones. Sin embargo, todos están empeñados en ser conocidos, o protagonistas de la opinión  pública, pero en el terreno del morbo mediático.

Unos tienen hasta sus páginas OFICIALES como si fueran influencer, ¡trabajo señores, trabajo! ¡no glamour!; no dudamos que hayan intentado trabajar, pero sus intentos se han visto empañados por tanta información de reality show político.  Tenemos un problema muy complicado de seguridad pública en toda la región, nuestro Moyotzingo está en un situación compleja, pero la autoridad lejos de escuchar el clamor social piensa que por despertar a medio San Martin con las torretas y mandar fotos de los recorridos nos sentiremos más seguros. En Texmelucan lamentablemente hemos perdido la capacidad de asombro, hoy las ejecuciones se cuentan como estadísticas, cuando hace algunos ayeres eran temas de demasiado impacto social,  hoy las autoridades solo se justifican diciendo: “es ajuste de cuentas”, entendemos que es trabajo de  la Fiscalía que es la encargada de las investigaciones, pero ¿la prevención del delito por parte de los Municipios? 

Para esos aspirantes que entregan apoyos  y hasta salen en fotos con maestros les digo,  ¡el pueblo no necesita que regalen pelotas, que acudan a bailes populares, o que hagan ruedas de prensa para desestimar a la autoridad, hoy necesitamos políticos, y servidores públicos que hablen de políticas públicas, que, atiendan las necesidades de todos y cada uno de los ciudadanos, que se preocupen y ocupen por afrontar todas las crisis que el Distrito presenta, que gestionen ante las autoridades correspondientes lo necesario para cubrir las necesidades de una ciudadanía hastiada de politiquería barata, de política de lavadero! 

  “Every people has the government it deserves?”

Leave a Comment

Your email address will not be published.

You may also like