Entre Periodistas

Por Andrés A. Solis*

La noche del viernes 23 de agosto de 2019 el periodista Nevith Condés Jaramillo había recibido una llamada para reunirse con alguien. Supimos de esa llamada por su familia y sus colegas y supimos que no accedió a salir de su casa de noche.

La madrugada del sábado 24 el periodista Nevith Condés Jaramillo fue asesinado a puñaladas fuera de su casa en el municipio de Tejupilco, en la peligrosa zona sur mexiquense; en el territorio conocido como Tierra Caliente, que comparten los estados de México, Michoacán y Guerrero.

Este lunes se cumple un año del asesinato del colega Nevith y la Fiscalía General de Justicia no ha informado nada sobre las investigaciones desde octubre de 2019.

Hasta ahora no hay ninguna persona sospechosa, ninguna detenida y menos aún nadie que esté vinculada a proceso por el asesinato.

Aunque la Fiscalía insista en que se siguen todas las líneas de investigación posibles y que no iban a descartar que el atentado estuviese relacionado con la labor profesional de la víctima, hasta ahora no sabemos nada sobre el avance de las indagatorias.

Desde hace 10 meses la familia de Condés Jaramillo no ha recibido ningún dato nuevo ni avance ni actualización en la carpeta de investigación, pese a que es su derecho.

A Nevith lo llamaban en periodista “Guache”, precisamente porque adoptó la tierra caliente como su lugar para vivir y desarrollarse profesionalmente. Guache es una palabra de origen náhuatl que es el gentilicio que las personas de tierra caliente usan para llamarse entre sí.

Pero el periodista Guache había recibido amenazas. Personalmente no quiso acogerse al mecanismo de protección de personas de derechos humanos y periodistas de la Secretaría de Gobernación, porque decía que tener un botón de pánico no era útil cuando se vive en un municipio donde ni cobertura celular hay.

Sus colegas y amistades defienden la tesis de que a Nevith lo asesinaron por su trabajo como periodista y que había incomodado a autoridades municipales y algunas estatales, pero las investigaciones de la Fiscalía no avanzan en este tema.

Este lunes 24 de agosto, periodistas de todas las regiones del Estado de México se unirán para dar un homenaje a su colega y para exigir a las autoridades que cumplan con esclarecer el asesinato.

El aniversario de la muerte del periodista Guache se da en medio de una nueva discusión en el Congreso del Estado por impulsar una ley de protección que no es suficiente ni atiende la urgente necesidad de proteger y garantizar el ejercicio profesional del periodismo.

Este mismo martes 18 de agosto, periodistas mexiquenses se reunieron con la diputada de Morena, Azucena Cisneros Coss, promovente de esta ley para explicarle lo que le hace falta.

También este martes se reunieron con la bancada del Partido Acción Nacional (PAN) para explicarles y presentarles las propuestas de las y los periodistas para tener una ley que blinde el ejercicio del periodismo, pero sobre todo que garantice el derecho ciudadano a recibir información útil, clara, oportuna y veraz.

Lo que periodistas le explicaron a las y los diputados es que el asesinato de Nevith Condés Jaramillo, el periodista Guache, demostró que “los malos” ganaron. Cegaron una vida, pero también consiguieron cerrar un medio y acallar a periodistas que ejercen su profesión en una zona disputada y controlada por grupos del crimen organizado.

Share article:

Permalink:

Add your widget here